Mini Castidad

Voy a sonar frívolo con mi comentario, pero me urge la necesidad de comentar algo que me viene molestando hace ya unos exactos siete días. De hacer una encuesta  creo que el 50% de los encuestados me diría que no es para tanto, que se sobrevive. el otro 50% (donde quedaria yo dentro, autoencuestado, claro) diría que es infrahumano. Yo sé que solo es una semana, que no es tan grave. Pero ultimamente no se qué me pasa.

Se pueden pasar épocas de sequía, épocas de hambruna. crisis de todo tipo. la economía del país puede ir de mejor en peor, uno puede darse más o menos lujos… pero el sexo, sí señoras y señores, el SEXO se me ha vuelto una variable bastante complicada.

¿Es manejable la abstinencia sexual en una ciudad donde las posibilidades se suponen infinitas?

Porque parece que a uno se lo hicieran a propósito, el mundo entero está garchando frente a tus ojos y solamente te podés limitar a aplaudir por tal suceso y sentir cierta envidia por aquellos bienaventurados que consiguen orgasmos con algún tipo de frecuencia que uno ya cree haber olvidado. Ayer volvía a la madrugada de la casa de Inés y me preguntaba cuántas personas estarían teniendo un orgasmo en ese momento (sí! me imaginé los gemidos al unísono de Amelié o de La Gran Seducción).

Ejemplo Nº1: mi amiga lesbiana. Juli hace meses que no encuentra a la femme fatal que sea digna de adentrarse e sus aposentos y compartir un poco de lujuria. Si algo tenemos en común con Juli es el complicado gusto por los apasionados. Ambos detestamos a aquellas personas que se tiran sobre la cama como una almohada más y esperan que uno haga todo el trabajo solo (a riesgo de, si la situación no remonta, llevarnos toda la culpa). Juli y yo pasamos años seleccionando cuidadosamente el “objeto” de deseo, que llene cada uno de los casilleros que le dan cuerpo a tal concepto: el deseo.

claro que tenemos nuestros muerto en el placard, pero los años (y eso que ella me lleva 15) le van enseñando a uno como no terminar agarrándose la cabeza a la mañana pensando que ha pasado. Juli recapacita sobre su período de abstinencia pero no le quita demasiado tiempo pensar en ello. Ni esperanzas.

Ejemplo Nº2: Nacho. El muy descarado suele llorar por sus períodos de inactividad en los asuntos de alcoba, pero si algo hay que recono cerle al muchacho es su bonita agenda negra. Felíz con su prolongada (para nada negativa) soltería, el jovenzuelo consigue carne cuando se lo propone, así corran tiempos de vacas flacas (o de altas retenciones, suponte). Tiene a su disposición un “pequeño” ejército de bellos muchachos que le abren gustosamente las puertas de sus dormitorios y de sus más pecaminosas fantasías. Hasta alguno de estos soldados le confiesan desaforadas declaraciones de amor.

Ejemplo Nº3: comparten el puesto por cuestión de proxémica y porque mi conocimiento de causa es escaso y no da para discurrir con cada uno de ellos: la prima depresiva de Inés (que está viviendo en su casa) y mi vecino “el cogedor”. Este último el culpable de la problemática del día. Parece que el bello muchacho (sí, mi vecino de al lado, hijo de “la que grita” está buenísimo) aprovecha al máximo sus mañanas. Tanto que el sexo para él es como para mi el café con leche y tostadas. Total que a las 7:30 de la mañana lo que para Charles Ingalls era un plumón gallo cantor, para mí con una serie de gemidos a un volúmen tan poco prejuicioso que terminan por traspasar la antigüa pared que separa nuestros dormitorios (creo) y despertarme a tal nefasta hora de la mañana para desesperarme por la inquietud hormonal que corre por mi cuerpo.

Peor aún esta mañana, porque mientras yo estaba teniendo un sueño de los más onanista c on cierto actor secundario de las telenovelas de la tarde (cosa inexplicable y que me da vergüenza) el vecino simpático contribuía con la banda de sonido, no solo arruinando las bonitas imágenes que mi subconciente estaba creando, sino que además me provocó cierto enojo justificado unicamente por mi separación repentina de Santino.

Por otro lado en la habitación contigüa al living de Ine, tenemos a la prima depresiva. La muchacha, como bien su apodo lo dice, no expresa demasiada felicidad. Entendible por la crisis que atraviesan con su novio y detalles que no vienen al caso. Dado este bonito cuadro cualquiera pensaría que la prima de coger, ni hablar. Error, garafal error. En medio de una charla sobre este tema con Inés, la prima aparece con (extraña) cara de felicidad en medio de nuestro café con chocolates a darnos aviso que se encontraba acompañada en el cuarto de un “amigo”.

“¡Bendita tu eres!” le dijimos, celebrando un acto que para mí es absolutamente canonizable y retorciéndome en la sana envidia que la situación me provocaba.

Conclusión que, mala estadística para mú, parece ser que en mi círculo social más próximo todos garchan… menos yo. Hasta mi perro tiene “novia”… dios. Mientras yo pierdo tiempo en teorizar sobre mis tristes desventuras cotidianas el resto del mundo iza la bandera del coito (¡el coito y sus derivados!) en pos de un bonito nacionalismo en las tierras de la lujuria.

Quizá deba dejar de sublimar tantas pulsiones contenidas con tanta escritura, chocolates y series que rondan sobre lo mismo y trabajar fino sobre la situación. Por las dudas esta noche me acuesto con auriculares puestos.

Anuncios

14 Respuestas a “Mini Castidad

  1. Volve al ruedo Torlo…. Necesitas un proximo objeto de estudio/sexual, o de no aparecer resusita algun muerto de por ahi

  2. Yo nada, naaaaaada, pero nada de nada de nada, desde que le devolví sus cosas (y viceversa) a mi ex, el 12 de Octubre… De 2009. You do the maths!

    Y no, no sé cómo hago, pero antes de volver a levantarme con un equeco X a mi lado puteándome por haber caído tan bajo, prefiero esto.

    Siempre hay gente peor que uno mismo, caso yo, espero te consuele jeje.

  3. Juanjo mirá! Ya sumaste 3 comentarios en el día de hoy, eso que todavía es temprano eh. Son las 10.55 de la mañana jaja.
    Está bueno el blog, estuve mirando algunos posteos. Seguiré pasando a ver qué onda y además, para ver si mejora esa situación tan complicada que estás atravesando.

  4. Gracias Naty! Ahora me doy una vueltona por el tuyo…

  5. No creo que te guste mucho. En realidad es un blog que empecé para Periodismo Digital (materia que tenía el año pasado en la facu) y después yo lo seguí. Pero son todas cosas de mi ciudad.

  6. Es que todo lo relativo a periodismo/literatura digital me encanta…

    …esto arrancó a raíz de eso, casualmente.

  7. Bueno… a raíz de otra cosa (CUERNOS!). Pero en materia de plataforma y lenguaje para contarlo y exorcizarme, nació a partir de eso…

  8. muy bueno el blog! No puedo dejar de leer! yo te banco juan! Saludos

  9. Juanjo querido, en estos casos, practicar el autoerotismo es un consuelo gratificante…el problema es que después andamos buscando “al amante” que logre superar la calidad orgàsmica de aquellos “mano a mano” a pura lujuria con nosotros mismos…

  10. Sí torta… ese es el problema. ¡¿Quién me supera?! jajaja

  11. Pero una semana no es sequía!

  12. Me encanta tu blog Torlo… me lo leí todo en un par de días.

    Yo soy de los que (por ahora) está sumergido en una bella monogamia gay…asi que tal vez haya esperanza para vos!

    salud!

  13. mi descarga:
    disculpame, pero hace rato que no cojo como se debe.
    mi agenda negra está para atrás, no me pasás alguno de los que te manda mensajitos por acá??
    digo, por ahí les gusto.
    actualizá juan.

  14. Cuando me fui a estudiar estve 3 años, si 3 años enteros sin actividad sexual, ni daba para tocarme porque compartía piza con amigas. Por suerte estoy recuperando el tiempo perdido y ahora con mi muchacho, el tema es diario, y doble. NO pierdas esperanzas Juanjo, cuando llegue “La” persona, va a llegar con todo. Besos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s